Para quien desea o necesita bajar de peso y/o mantener o construir masa muscular, hay varios programas alimenticios que prometen lograr este objetivo. Vamos a hablar a continuación justamente de uno de estos planes, la dieta cíclica. 

Dieta cíclica

El objetivo principal de esta dieta es consumir contenidos altos de carbohidratos en los días en que el entrenamiento es intenso, cantidades moderadas cuando el entrenamiento sea más ligero y dejar la dosis de carbohidratos para los días en que no hay realización de ningún tipo de actividad física.

Quizás te interese leer:

Dieta cetogénica: ¿Cómo funciona?, beneficios, menú de dieta.

Dieta paleo: Conoce todo sobre esta dieta.

Cetosis: ¿Cómo se logra entrar en este estado?, alimentos permitidos.

¿Cómo funciona? y ¿cómo hacer la dieta cíclica?

Para evitar tales complicaciones es que surge la propuesta de intermedia – o incorporar en un ciclo – el alto y el bajo consumo de carbohidratos, en reciprocidad a la ingesta del nutriente en días de consumo alto, moderado y bajo, manteniendo el aporte de proteínas de alto y el aumento de la ingesta de grasas según el aporte de carbohidratos disminuye.

Permitir que el aporte de carbohidratos sea alto en los días en que el cuerpo requiere más energía es una manera de evitar que estos sean convertidos en grasas por el cuerpo. Además, las reservas de glucógeno se cumplen en estos días de ingesta alta del nutriente y el organismo tiende a abastecerse en forma de glucógeno muscular, después de haber pasado por un período de privación del compuesto.

En ese momento, también se produce la secreción de insulina, que trae consigo un efecto anticatabólico; es decir, que evita la degradación de los músculos. Ya que el consumo moderado de carbohidratos sirve para mantener los depósitos de glucógeno.

Para tener en cuenta
En los días de aporte bajo o cero de hidratos de carbono, también se produce un déficit de calorías, las tarifas de la hormona de la insulina se encuentran bajas y el cuerpo elimina más grasa. En este día de descanso, la persona puede realizar entrenamiento aeróbico o trabajar grupos musculares menores.

Menú de la dieta cíclica de hidratos de carbono

Existen diferentes fórmulas y protocolos que definen cómo será el consumo de carbohidratos en cada día y, por consecuencia, dictan el montaje del menú de la dieta cíclica. Por ejemplo, el seguidor de este tipo de metodología puede hacer una rutina de un día de baja ingesta de hidratos de carbono, seguido por un día de consumo moderado y otro de aporte alto, y así sucesivamente hasta llegar al final de la semana.

Otra posibilidad es realizar dos o tres días de consumo moderado de hidratos de carbono, seguido de un día con una ingesta baja o cero del nutriente y otro día con un aporte alto de carbohidratos, y así, seguir repitiendo el ciclo.

Existe, además, un protocolo más radical que consiste en hacer de cinco a seis días de bajo consumo de carbohidratos, acompañado de uno a dos días con ingesta alta en proteínas. La idea aquí es mantener una dieta low carb durante los días de lunes a viernes y aumentar el aporte de hidratos de carbono durante los fines de semana.

Y cualquiera que sea el modelo elegido, es importante que se realice el consumo alto de hidratos de carbono para el día de entrenamiento de grandes grupos musculares o para el día en que se realiza el entrenamiento de las regiones musculares que se desea desarrollar en especial.

Opción de menú, dieta cíclica para un día

Alimentos como la carne, el salmón, bacon (tocino), quesos blancos, huevos, crema de leche, patés, jamón, pechuga de pavo ahumado, mortadela, verduras, aceite de oliva, nueces, pollo, pescado, carne y aguacate pueden ser consumidos y sustituidos en el menú ejemplo a voluntad de cada quien por ser fuentes de proteínas y grasas saludables.

Desayuno: Bacon y huevos revueltos.

Almuerzo : wrap low carb rellena con atún, mayonesa y queso.

Snack de tarde tipo 3 de la tarde: ensalada Caesar.

Snack tipo 5 de la tarde: barrita de proteínas.

Cena : ensalada con aguacate y un batido de proteínas.

Recomendación
Antes de seguir la dieta cíclica, así como cualquier tipo de programa alimentario, no debes olvidarte de consultar a un médico y a un nutricionista para asegurarte de que el método es realmente el más adecuado para tu caso, teniendo en vista tus objetivos y estado de salud; de esta forma, podrás armar un menú que sea ideal para ti (siempre tomando en cuenta tus necesidades).

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here